Villalobos acusa a Julio Mayo y a los medios de haber «hecho un daño innecesario» a Utrera y a Consolación

 

quiosco-santuario-consolacion-3-750x478

 

La polémica instalación del quiosco de cristal y aluminio en el santuario de Consolación sigue coleando. Este asunto ha vuelto a ser protagonista en el pleno municipal, donde el alcalde, José María Villalobos (PSOE), ha dicho que «ha habido grandes errores y se ha hecho un daño innecesario a la ciudad y a la imagen de la ciudad, y a Consolación y a la imagen de Consolación».

El regidor local, que dejó claro que sus palabras no iban dirigidas a los grupos políticos de la oposición (PA y PP), centró sus críticas, aunque sin nombrarlos, en el historiador Julio Mayo, que fue quien denunció la colocación del citado quiosco; y en los medios de comunicación, por dar cobertura a los acontecimientos que se han venido sucediendo durante los últimos meses.

Villalobos ha querido apartarse por completo de este proyecto, asegurando que «el Ayuntamiento no ha tenido nada que ver con la instalación de ese elemento. Nada». Asimismo, considera que «hemos puesto el listón demasiado alto porque, si por un mueble de aluminio se ha liado la que se ha liado, cuidado hacia donde vamos y a ver dónde nos hemos metido. Allá cada uno con sus responsabilidades».

Hace unas fechas se procedió al desmontaje del quiosco, después de que la Comisión Provincial de Patrimonio de la Junta de Andalucía ordenara la retirada de este elemento. Esta institución recordó que la estructura había sido instalada de manera ilegal, poniendo también de manifiesto que restaba importancia a la monumentalidad del edificio, que cuenta con la máxima protección y está declarado Bien de Interés Cultural (BIC)

Fuente: UTRERADIGITAL

Anuncios