CONSUMISMO GUSTO

piedras-a-99e

En occidente, y en gran parte de todo el mundo, se esta dando una situación muy peculiar. Necesitamos un ordenador, un móvil, unas zapatillas de una marca concreta… todo eso para vivir. Nos han metido en la cabeza que productos que no necesitamos son de primera necesidad y básicos, algo descabellado y todo ello para hacernos dos cosas: Más pobres y manipulables.

Todos en alguna ocasión hemos querido tener un objeto material para cubrir un hueco en nuestra mente que ciertamente no tenemos porque tener. Cuando después de mucho sufrimiento conseguimos ese bien, que nos hace tanta falta o ilusión por tenerlo, la satisfacción del “objetivo” se vuelve efímera.

Esta es quizás la conspiración que más nos afecta día a día, la del dinero. Hacen que  nos alejemos de quienes somos como seres espirituales para acercarnos más a una versión robotizada de nuestro ser. Nos dicen que tenemos que comprar, cuando y porque y nos incitan a que el poco dinero que nos proporcionan lo invirtamos en sus bienes, que dentro de unos meses serán sus productos descatalogados.

Todos tenemos una Televisión en casa, quizás muchos han pensado que es lo primero que tiene que tener nuestro hogar, es el mejor ejemplo de lo que os expongo. La televisión es una herramienta dañina que busca manipular nuestras mentes con sus noticiarios, que busca atontar nuestra cabeza con sus programas y que pretende que estemos sumidos ahí, impasibles, entretenidos, mientras ellos hacen lo que quieren con nosotros. Lo peor de todo no es que apoyemos esto inconscientemente, es que nos esforzamos de forma desmedida, ahorrando, haciendo más trabajo o de cualquier forma para comprar la mejor del mercado. Nos han manipulado tanto que pensamos que tener una buena televisión (en este caso) es algo necesario.

Ellos nos venden esposas que nosotros solos nos ponemos para abastecer el control desmedido que tienen sobre la población. Piense en sus necesidades, las reales, y verá que no necesita apenas productos materiales para su existencia.

El control del ser se basa en crear un sistema económico deficiente en el que nosotros somos la parte más importante. Nos endeudan constantemente y nos enseñan de la importancia del dinero y de tener un objetivo material donde gastarlo, pero ellos saben que eso no es ni importante para nuestra supervivencia, si lo es para su sistema, para tenernos encerrados aquí, asfixiados por los pagos y además teniendo deseos vanos para no pensar en lo realmente importante: somos seres de luz, con un gran potencial oculto.

Intentar parar nuestro potencial es su objetivo, el consumismo es una de sus armas, pero nosotros sabemos bien lo que tenemos que hacer.

Investigad y pensad.

Un saludo

Fuente: CONSPIGNITY

Anuncios